Un boomerang para Delgado

por José Cárdenas Delgado (*)


Llama la atención el absurdo y nocivo sentido de la política de Carlos Delgado, alcalde de Calvià. Además de "utilizar" judicialmente los asuntos municipales con la malsana intención de derribar a la oposición política (por lo que yo percibo carece de cualquier otro tipo de argumentos) va y arremete contra el magistrado que archiva la denuncia contra la señora Nájera y estudia la presentación de recurso. O sea, que le mete un correctivo al juez y ojito. No entro en las razones del señor Delgado para cuestionar un auto judicial que a mí, como ciudadano, me merece acatamiento y respeto. Lo sorprendente es la ceguera de un alcalde que no alcanza a ver las consecuencias de su vano empecinamiento; además del daño personal causado, mantiene en jaque a un municipio que comienza a estar harto de las historias que monta un alcalde que está ahí "por los pelos". Cuando el ciudadano perciba con nitidez la estrategia del PP para alcanzar el poder y conservarlo, pasará factura electoral. Un boomerang para Delgado y el PP de Calvià.

(*) Publicado en el Diario de Mallorca (Cartas al Director) el día 20 de noviembre de 2004

 
     ir a más noticias                                                                       volver a portada